La violinista novata de Somalia triunfa en la televisión, por Lázaro Bustince

24/10/2023 | Bitácora africana

 

Nacida al comienzo de la guerra civil en Somalia, Maryan Ali Mohamed soñaba con actuar algún día en un escenario. En 2019 cogió su primer violín. Ahora, con 33 años, es una de los 40 músicos que forman una orquesta somalí.

El país del este de África no tiene una orquesta nacional oficial, pero por primera vez se reunió un conjunto de músicos para una serie de actuaciones televisadas. Hombres y mujeres, vestidos con traje y raso, fueron grabados tocando armoniosamente trompetas, tambores y ouds, un instrumento de cuerda tradicional.

«Nunca había visto algo así«, dijo Fadumo Hussien, una abuela de 70 años que observaba desde su sala de estar en las afueras de la capital, Mogadiscio.»Recuerdo que había bandas tocando cuando era niña, pero nada como esto«, le dijo a la BBC.

Las actuaciones, organizadas por la productora Astaan TV, con sede en Mogadiscio, tienen como objetivo revivir la música somalí. Los programas, cuidadosamente elaborados, se transmiten en línea y en la televisión local. Las actuaciones permiten a una generación más joven, tanto músicos como espectadores, conocer la historia de la música somalí.

«Históricamente, hemos tenido bandas en Somalia con un número limitado de instrumentos«, explicó Jama Musse Jama, director del Centro Cultural Hargeisa.

Las orquestas, con su mayor tamaño y enfoque clásico, a menudo tienen un mayor énfasis en la colaboración y la sincronicidad. Se seleccionó cuidadosamente a músicos de todo el país para este proyecto, incluidos músicos experimentados y talentos emergentes, como Maryan Ali Mohamed.

Desde el estallido de la guerra civil en 1991, Somalia ha luchado contra la inestabilidad política y el conflicto. Esto ha tenido un efecto en cadena en las instituciones culturales. «La música somalí no ha tenido un hogar desde hace años«, afirmó el Dr. Jama.

El Teatro Nacional de Mogadiscio, que abrió sus puertas en 1967, fue en su día un crisol cultural de la ciudad. Rápidamente se convirtió en el corazón palpitante de la comunidad creativa. «Más allá de un edificio físico, se debe animar a los músicos y artistas a reunirse, compartir ideas y producir algo tangible«, explicó el Dr. Jama. El Teatro Nacional reabrió sus puertas nuevamente en 2020 y ahora alberga una variedad de eventos, incluida la Feria del Libro de Mogadiscio de este año.

En toda Somalia, las instituciones culturales y las exportaciones están reviviendo, marcadas por el regreso de los cines, las exposiciones de arte y los programas de televisión somalíes. Aun en la inseguridad política existe una creatividad increíble.

En Hargeisa, la capital de Somalilandia, están aumentando las noches de música en vivo con música y comida tradicional somalí, lo que, según el Dr. Jama, es vital para compartir la rica cultura del país, de generación en generación.

Lázaro Bustince

[CIDAF-UCM]

 

Autor

  • Bustince Sola, Lázaro

    Nacido en Izco (Navarra), en 1942, estudió filosofía en Pamplona (1961-1964). Hizo el noviciado en Gap – Grenoble (1964-1965), con los Misioneros de África (Padres Blancos). Estudió Teología en el instituto M.I.L. de Londres, (1965-1969), siendo ordenado sacerdote en Logroño, en los Padres Blancos en 1969.

    Comenzó su actividad misionera en África en 1969, siendo enviado a la diócesis de Hoima en Uganda, donde estuvo trabajando en la educación, desarrollo y formación de líderes durante nueve años. Luego vivió un periodo de trece años en diversas ciudades europeas, trabajando en la educación y capacitación de los jóvenes (Barcelona 1979-1983)) , en Irlanda como responsable de la formación de los candidatos polacos (1983-1985), y en Polonia donde fue Rector del Primer Ciclo de Filosofía Polaco (1985-1991), y se doctoró en Teología espiritual en Lublin, donde fue nombrado profesor de la misma Universidad Católica de Lublin (KUL), de dicha ciudad, en 1991.

    Regresó a Uganda en 1992, y fue elegido Provincial de los padres Blancos de Uganda hasta 1999. Durante este periodo, fue también presidente de la Asociación de Religiosas-os en Uganda (ARU), y pionero en la construcción del Centro Nacional de Formación Continua (USFC). Además inició la Comisión de Justicia, Paz e Integridad de la Creación (JPIC) en 1994, trabajando en la formación de líderes en JPIC.

    En 2000 y 2004 cursó estudios sobre educación en Justicia, Paz, y Transformación de Conflictos, en Dublín. Desde su regreso a Uganda, fue pionero en la capacitación de agentes sociales en JPIC, y en el establecimiento del primer Consorcio de Educación Ética (JPIIJPC), lanzado por seis Congregaciones Misioneras, en 2006. Desde el inicio, y hasta junio 2011, ostentó el cargo de primer Director del Instituto. Al mismo tiempo fue profesor invitado de Ética en la Universidad de los Mártires de Uganda (UMU).

    En septiembre de 2011 fue nombrado director general de África Fundación Sur (AFS), organismo que dejó de existir en 2021. En la actualidad sigue trabajando por África al 100 % siendo, entre otras ocupaciones, editorialista en el CIDAF-UCM.

Más artículos de Bustince Sola, Lázaro
Ghana más cerca de la ley anti-LGTB

Ghana más cerca de la ley anti-LGTB

El Gobierno de Ghana está cada vez más cerca de pasar por su parlamento la ley de Valores Sexuales Humanos y Valores Familiares al retirarse las 16...